La nube que sintió


Acaricia la última nube el castillo, anticipando la llegada de un nuevo día sonriente. Viaja cerrando el grupo y puede que se quede allí indefinidamente. Pensativa, marcha rezagada a propósito, pues escuchó a un hombre decir: "El paraíso solo existe dentro de nosotros. El lugar que pisas, si lo disfrutas, puede serlo". Y aun sin llevar zapatos, quiso tocar tierra por primera vez. Sin saber si sintió calor, sintió frío, amor o desamor, supo que sintió. Por primera vez. Y sin ser consciente de si hacía bien o mal, de allí ya no se marchó.


MÁS MICRORRELATOS DE JAVI LARA


No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.