¿A qué sabe un libro?


¿A qué sabe un libro? Probablemente si introduzco una de sus páginas en mi boca y paladeo su papel impreso no me sabrá a nada. Sin embargo, sí disfruto de variados sabores después de unas páginas de lectura. Detecto sabores, oigo las voces de los protagonistas, veo escenarios, se me puede erizar la piel y hasta percibo ciertos aromas. Es una sincronía de cinco sentidos dirigida por una sucesión de palabras que, combinadas, se hacen únicas y se convierten en obra de arte.

3 comentarios:

  1. Qué bonita descripción! Y que ganas de tener cierta novela un día entre las manos.... ;)

    ResponderEliminar
  2. y lo vuelvo a leer y pienso... es mágia ;)

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.