Tus dos caras



Tus palabras son
a veces de hielo,
y me impiden
seguir en pie.
Me callas,
me haces inmóvil,
me anulas,
me maltratas.
No eres mala,
pero me haces mal
con tu mirada
devoradora.
Pero cambias
y me rodeas
y me acaricias
con dulces besos.
Me extasías,
me abstraes,
me derrites,
enloquezco.
No eres buena,
pero me das cosas buenas,
me atraes
y no te despegas.
Me enloqueces,
y me decido
a luchar
por un hueco
en tu mundo.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.